Propóleos

Solapas principales

La tintura de propóleos, es el mejor antibiótico natural conocido por el hombre, elaborado por las abejas, mediante sus secreciones contribuyen a elaborar un producto natural de origen vegetal y animal, que contiene sustancias biológicas y farmacológicas  poderosamente activas muy útiles para la salud del hombre, contiene flavonoides que son antioxidantes muy poderosos, capaces de captar los más agresivos radicales libres, actuando a nivel del sistema inmunológico.

En la elaboración de la tintura de propóleos se deben aplicar las Normas de Calidad como las Buenas Prácticas de Manufactura para su elaboración y comercialización para el consumo humano, cumpliendo con criterios físico-químicos, microbiológicos, organolépticos y de recolección en los diferentes apiarios.

PROPIEDADES:

Bacteriostáticas, bactericidas, antifúngicas, antinflamatorias, analgésicas, cicatrizantes, antivirales, antioxidantes, anestésicas, antialergicas, preservantes, etc.

USOS:

Se lo utiliza de dos maneras para consumirlo, por vía oral y externamente.

VIA ORAL

Para el tratamiento vía oral se recomienda comenzar con pequeñas dosis (gotas) diluidas en líquidos, tomarlo mezclado con agua, leche o jugo de frutas.

DOSIS:

Niños: 2 gotas el primer día, antes del desayuno, almuerzo y merienda 4 gotas el segundo, 5 gotas el tercer día por tres veces al día, antes del desayuno, almuerzo y merienda.

Adultos: 5 gotas el primer día, antes del desayuno, almuerzo y merienda 10 gotas el segundo, 20 gotas el tercer día por tres veces al día, antes del desayuno, almuerzo y merienda.

Las diferentes investigaciones realizadas confirman al propoleo, cinco veces más potente que la novocaína y tres veces más potente que los anestésicos comunes, ayuda en los siguientes casos:

Enfermedades del aparato respiratorio, Gripe, Asma bronquial, Sinusitis, Hipertensión arterial, Hipercolesterolemia, Antiparasitario ( giardias ), Helicobacter pylori ( causante de la úlcera gastroduodenal ), Hernia discal, Artritis, Hemorroides, Tumores malignos, Hepatitis B, Prostatitis, Caries dental, disminuye la inflamación y riesgo de trombosis, previene las enfermedades cardiovasculares,  el cáncer y baja el colesterol malo

IMPORTANTE: La tintura de propóleo se debe mantener los frascos cerrados en un lugar fresco y protegido de la luz, consumirlo preferentemente antes de los cuatro años de su elaboración.

Prueba Alérgica: Por vía oral, el primer día consumir antes de acostarse 1 a 2 gotitas, para uso externo en la prueba alérgica aplicarse en la piel un poquito con algodón, si nota la presencia de algún síntoma alérgico, suspenda el tratamiento y consulte con su médico.

ADVERTENCIA: Evitar el consumo en caso de alergia, embarazo, hipotensión e hipoglicémicos.

USO EXTERNO

La tintura de propóleos para uso tópico se debe aplicar directamente sobre la zona afectada de la piel, dos a tres veces al día:

  • Afecciones a la piel

  • Cicatrización de heridas

  • Quemaduras de primero y segundo grado

  • Herpes zoster y genital

  • Acné juvenil

  • Soriasis

  • Verrugas

  • Pie de atleta

  • Enfermedades de transmisión sexual.

Aftas bucales: Para el tratamiento utilizar buches de agua disolviendo 20 a 30 gotas de propóleos  o aplicando directamente sobre la zona afectada, dos a tres veces al día.

Otitis: Utilizar 3 a 4 gotas sobre la zona afectada del oído, una o dos veces al día

Amigdalitis: Aplicar propóleos spray 3 veces al día

Úlceras Tróficas: Aplicar sobre la zona afectada 1 a 2 veces diarias durante 5 a 8 días, alternarse con el tratamiento convencional, reiniciarse el tratamiento tantas veces sea necesario y volver a alternar con el tratamiento convencional. De no proceder así pueden aparecer reacciones adversas.

Diseño y Desarrollo CONLINUX.NET